Es hora de conocer más sobre el dengue

El virus del dengue (DENV) es la infección viral transmitida por artrópodos más común en todo el mundo. A continuación le presentamos información detallada sobre sus síntomas, diagnóstico, prevención y tratamiento, así como sobre el importante papel de las pruebas de laboratorio para el diagnóstico y confirmación de enfermedades primarias e infección secundaria por dengue.

El virus se transmite a los humanos a través de la picadura de mosquitos (especialmente Aedes aegypti y en menor medida Aedes albopictus). Es el arbovirus más común (para ARthropod-BOrne-VIRUS) en todo el mundo.


Incidencia:

Actualmente, más de 128 países muestran evidencia de dengue endémico. Su incidencia mundial se ha multiplicado por más de 8 en los últimos 20 años, y la mayor carga se observa en Asia (75%), seguida por América Latina y África.










Síntomas:


El dengue se presenta a menudo de forma inespecífica y con fiebre, lo que conlleva un alto riesgo de diagnóstico erróneo en ausencia de confirmación por el laboratorio, especialmente en países donde circulan muchas otras enfermedades infecciosas.


Mecanismo de transmisión:

¿Cómo evitar el contagio?

Tratamiento:


No existe un tratamiento específico para la fiebre producida por el dengue.

  • Se puede administrar tratamiento sintomático para disminuir la fiebre y el dolor. La mejor opción puede ser paracetamol o acetaminofén.

  • Se debe evitar el suministro de medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (NSAIDS) como el ibuprofeno y la aspirina (existe el riesgo de hemorragia).

  • En casos graves es necesaria la hospitalización, la administración de suplementos de líquidos por vía intravenosa y transfusiones de sangre.

  • En algunos países está disponible y cuenta con autorización una vacuna para evitar el dengue para personas entre 9 y 45 años. La OMS recomienda que la vacuna únicamente sea administrada a las personas a quienes previamente se les confirmó una infección por virus del dengue.


La mayoría de los casos de dengue son de autorrecuperación con tratamiento sintomático asociado a reposo, antipiréticos y analgésicos.






Sin embargo, se producen complicaciones graves impredecibles en aproximadamente el 1% de los casos, lo que lleva a un dengue grave requiriendo un tratamiento más agresivo del paciente. Si no se controla, el dengue grave puede provocar la muerte. La tasa de letalidad del dengue grave varía del 1% al 20% según las capacidades sanitarias y la calidad del manejo clínico.



Importancia del diagnóstico:


Como los síntomas no son específicos, las pruebas de diagnóstico en laboratorio ayudan a confirmar el diagnóstico del dengue.

Dichas pruebas se basan en varios métodos de laboratorio, principalmente manuales, que tienen sus propias ventajas y limitaciones. Si no se dispone de ensayos moleculares o el paciente se presenta tardíamente en el curso de la enfermedad, los métodos serológicos son los indicados.


"El diagnóstico del dengue y el tratamiento óptimo del paciente dependen de un diagnóstico rápido y fiable. En consonancia con nuestro objetivo de abordar los principales problemas sanitarios mundiales, es importante para nosotros ofrecer estas pruebas fáciles, automatizadas y de alta calidad para el diagnóstico de la infección por el virus del dengue": Mark Miller, Vicepresidente Ejecutivo y Director Médico de bioMérieux.


El papel de las pruebas de laboratorio:


Estas son fundamentales para el diagnóstico y la confirmación de enfermedades primarias e infección secundaria por dengue.


Las pruebas de diagnóstico de laboratorio incluyen las siguientes:

  • Prueba molecular para la detección de ARN en plasma, suero o muestras de sangre (prueba de amplificación de ácido nucleico).

  • Prueba de antígenos para la detección de la proteína no estructural (NS1) del virus del dengue en muestras de plasma o suero.

  • Prueba de serología para la detección de anticuerpos (IgM e IgG) en muestras de plasma o suero.

Cronología de las pruebas de diagnóstico en laboratorio:

A partir del inicio de los síntomas hasta 5 a 7 días se puede realizar aislamiento viral, amplificación de ácido nucleico o pruebas de detección de antígenos (métodos directos).

• Al final de la etapa grave (después del día 5 a 7), la serología, el cual es un método indirecto es la opción para el diagnóstico.

  • Detección de IgM: después del día 5

  • Detección de IgG: después del día 7



Las tres pruebas serológicas NS1/IGM/IGG están recomendadas por las guías internacionales para un diagnóstico óptimo del dengue:


Descargue la infografía:


Infografía Dengue bioMérieux
.pdf
Download PDF • 267KB

Descargue la monografía informativa:


Monografía Dengue bioMérieux
.pdf
Download PDF • 569KB

WHO (2018), Dengue position paper: https://www.who.int/immunization/policy/position_papers/dengue/en/

49 vistas0 comentarios